Chaco: hay más de 2.500 evacuados y sigue el mal tiempo

Sociedad
Lectura

El fin de semana, unas intensas lluvias desataron una gran inundación en la provincia del Chaco, donde hoy hay 2.500 evacuados y un pronóstico desalentador: el mal tiempo seguirá hasta el

fin de semana.

Según informó el diario Chaco, oficialmente son 2.500 los evacuados en todo el territorio provincial. Una de las localidades más golpeadas es La Clotilde, donde hay más de 500 familias afectadas. En la zona Resistencia bajó el agua, pero ahora aparecieron animales salvajes como yacarés y serpientes: sólo en el fin de semana se hicieron 30 rescates por estos animales, detalló Chaco Hoy.

Newsletters Clarín
Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

El gobernador, Domingo Peppo, contabilizó que “de la madrugada del Viernes Santo al sábado, cayeron hasta 420 milímetros en algunos parajes. La zona del sudeste es la más golpeada, pero la lluvia afectó incluso a la Capital”. Hubo además dos muertos por electrocución.

Algunos productores señalaron que estas lluvias son las peores en 30 años. Peppo no ratificó ese dato, pero sí explicó que la inundación alcanzó “una extensión muy amplia que llegó casi a Santiago del Estero y está escurriendo hacia el Paraná, su lugar natural de camino, y vuelve a generar inundaciones en 14 localidades seriamente comprometidas”.

Según explicó, Chaco es una zona “de declives muy leves y no se daban este tipo de lluvias en los pueblos, sorprendió plenamente a todos”. Por esta razón, hubo ciudades “con gran porcentaje de agua en los barrios porque superó las defensas que tenían”. También las lluvias afectaron a rutas pavimentadas que habitualmente no se cortaban por el agua.

El gobernador Peppo, en una recorrida en zonas inundadas. (Diario Chaco)

El gobernador Peppo, en una recorrida en zonas inundadas. (Diario Chaco)

El gobernador remarcó que “fue un año muy dificil desde lo climático para Chaco. Hemos iniciado el 7 enero con una gran inundación que se extendió por 20 o 30 días con gran parte de la superficie de la provincia cubierta, y en febrero hubo precipitaciones de mucho volumen en zonas puntuales”.

Peppo aseguró que están trabajando intensamente en la asistencia humanitaria conjuntamente con el Sistema Nacional de Gestión Integral de Riesgos (SINAGIR), que integran Nación, las provincias y los municipios, y destacó el apoyo de las gestiones de Formosa y Santiago del Estero para llegar a zonas afectadas como el Impenetrable. Pero señaló que le preocupa “el mañana”.

“La provincia está en emergencia por seis meses avalada por Nación, pero pasamos a un grado superior esta semana”, lamentó. “Los productores están muy preocupados porque no pueden hacer frente a sus obligaciones mínimas. Estaban esperanzados en su cosecha, de algodón y soja, con una cantidad de hectáreas cercana al millón. Esto va a ameritar algún tratamiento especial” de parte de las autoridades nacionales, pidió.

El pronóstico del Servicio Meteorológico Nacional no es alentador. Hay un alerta meteorológico vigente al menos hasta el jueves a la tarde por tormentas fuertes para el centro y este de la provincia, además de centro y este de Formosa, Norte de Santa Fe y Misiones. Y se espera que las lluvias sigan hasta el sábado por la tarde noche.