La historia del soldado Henrique, el primer policía trans de San Pablo

Sociedad
Lectura

Por primera vez en sus casi 200 años de historia, la Policía Militar de San Pablo, Brasil, cuenta con un policía transexual: Emanoel Henrique Lunardi Ferreira, el soldado Henrique. Cumple funciones

en la región Ribeirao Preto, a 420 kilómetros de la capital paulista.

La historia la cuenta la Revista G1 del grupo de medios O Globo de Brasil. Se trata en definitiva de la decisión inédita de la corporación militar brasileña en reconocer al soldado Henrique como hombre tras haber entrado a la fuerza como mujer.

Newsletters Clarín
Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

Había ingresado a la policía militar en 2015 como la soldado Emanoely. En 2018, la PM atendió su pedido y lo reconoció como un agente de género masculino. Así pasó a ser llamado soldado Henrique, en un proceso que duró casi un año hasta que lo aprobó el comando en jefe de la PM.

A pesar de haber nacido hace 24 años en un cuerpo de mujer, Henrique nunca se identificó con el género femenino porque siempre se veía como hombre.

Si bien en un principio se había asumido como homosexual, fue a través de la ayuda psicológica que recibió ya en la policía militar que se terminó definiendo como transexual.

El documento en el que consta el cambio de nombre: de Emanoely a Henrique Lunardi. Foto G1 (O Globo)

El documento en el que consta el cambio de nombre: de Emanoely a Henrique Lunardi. Foto G1 (O Globo)

"Yo entré a la fuerza como mujer. No sabía nada de cuestiones de transgénero, ni de una transición. No sabía que era trans", cuenta el soldado Henrique.

En 2017, Henrique comenzó un tratamiento hormonal a base de testosterona para comenzar a verse como un hombre. "Nunca me había sentido muy a gusto", dice el soldado sobre el cuerpo biológico de mujer con el que nació. "Si detenía la transición que había iniciado, existía la posibilidad de que, con el tiempo, mi menstruación volviera y no es lo que quería", cuenta el soldado.

Y el año pasado, mientras la PM analizaba su caso, Henrique se sometió a una mastectomía para que le retiraran sus pechos. "Hoy me encontré en la calle bao una intensa lluvia por por primera vez desde que me sometí a la mastectomía. Mientras todas las personas corrían para huir de la lluvia, continué caminando", dijo Henrique en su Instagram. "La alegría que sentía por seguir siendo el mismo hombre, por pasar desapercibido, quedó estampada en mi rostro".

Ese mismo año consiguió el cambio de género en su documento. En Brasil, desde 2018 los travestis y transexuales no necesitan una operación de cambio de sexo para poder cambiar su nombre en el registro civil.

Henrique Había ingresado a la policía militar en 2015 como la soldado Emanoely. Foto G1 (O Globo)

Henrique Había ingresado a la policía militar en 2015 como la soldado Emanoely. Foto G1 (O Globo)

Sólo faltaba entonces que fuera reconocido por la policía militar, hecho que sucedió en agosto de 2018. A partir de entonces fue tratado como siempre había querido y recibió su nueva placa "SD PM Henrique".