miamiherald

Los pilotos no acatan la conciliación y van a un paro por 48 horas

Sociedad
Lectura

En cinco horas se desató una escalada de tensión hasta el paroxismo entre el Gobierno y los gremios de pilotos aeronáuticos, APLA y UALA (Austral), que en ese baile rechazaron acatar

una conciliación obligatoria en un claro desafío al Ejecutivo, dejando firme un paro de 48 horas que arranca este jueves a las 6 de la mañana y termina el sábado a la misma hora.

Así lo confirmó Pablo Biró, de APLA, a Clarín: "La conciliación venció ayer (por el martes) y a partir de las 6 de la mañana de este jueves no habrá vuelos".

En las últimas horas de este miércoles se manejaban dos datos. A la noche corrían versiones de que UALA seguía en conversaciones con el Gobierno y se especulaba con que acataría la conciliación lo que desinflaría el paro. Pero a su vez, el Gobierno daba como un hecho que Biró no permitirá que ningún avión despegue desde las 6.

Newsletters Clarín
Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De Lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

De todas maneras, especulaban, con cierta esperanza, que la reunión pautada para las 10 de este jueves pueda "abrir un compás de negociación y que se levante el paro".

Como signo de buena voluntad, el Gobierno dejaría nuevamente en suspenso la resolución (como lo estuvo mientras duró la conciliación desde el 11 de diciembre hasta este martes) para avanzar en una redacción consensuada sobre los pilotos extranjeros". Al respecto, Biró confirmó a Clarín que piensan "ir a todas las reuniones" a las que sean convocados.

Si este jueves no hay acuerdo, el sector empresario estima que se verán afectados, en plena temporada alta, unos 85.000 pasajeros que vayan a utilizar las líneas aéreas nacionales, tanto para vuelos de cabotaje como los internacionales con tripulaciones argentinas. Se trata de las compañías Aerolíneas Argentinas, Austral, Latam, Andes y Avianca.

Según el Gobierno, la resolución 895/2018 que emitió la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) el 22 de noviembre pasado "apunta a agilizar los trámites para la habilitación de instructores extranjeros de vuelo". Para los sindicatos, en cambio, se abre la puerta para la incorporación de pilotos extranjeros para "romper huelgas".

Sobre esta normativa se venía discutiendo desde hacía días, pero no se llegaba a ningún acuerdo entre la ANAC y los gremios de pilotos. Hasta ahora, valga la aclaración, los pilotos extranjeros prestan servicio de instructores y sólo pueden volar aeronaves comerciales durante dos años cuando una empresa compra aviones nuevos y los pilotos locales no saben utilizarlos. Actualmente, hay sólo 28 pilotos instructores extranjeros sobre un plantel total de 1.766 comandantes y cero pilotos no instructores extranjeros.

En septiembre, un paro dejó al Aeroparque desierto. (Foto: David Fernández)

En septiembre, un paro dejó al Aeroparque desierto. (Foto: David Fernández)

La escalada llegó a su clímax este miércoles, al finalizar un encuentro que encabezó el secretario de Trabajo, Lucas Aparicio, y del que participaron, además de Biró y Cristian Erhardt, por UALA, el resto de los gremialistas del sector como son: Rubén Fernández (UPSA); Edgardo Llano (APA), y representantes de los gremios de controladores Atepsa, y de tripulantes de cabina de Atcpea, de Latam. Solo faltó Ricardo Cirielli por cuestiones personales. Terminada la reunión, dictaron el paro.

Pasadas un par de horas, Trabajo dictó una nueva resolución, la 59, en la que dictó una nueva conciliación obligatoria "frente a hechos nuevos acaecidos dentro del sector". Para el Gobierno, esos "hechos nuevos" son "cuestiones novedosas que se plantearon en la reunión con Aparicio, por lo que resulta indispensable adoptar medidas". De hecho, en la resolución se indica que se aplicarán las penalidades de la ley 25.212 si no se acata. Traducido por un funcionario: "Se actuará en consecuencia".

Paréntesis: declararse en rebeldía es algo que suele ocurrir en el mundo gremial; basta recordar que el año pasado, aunque la Justicia no dio lugar, a Camioneros se le impuso una multa de 1.052 millones de pesos por desacatar una conciliación.

Biró ratificó una vez más ante Clarín que "la conciliación está vencida" y, frente a la advertencia del Gobierno de que "se actuará en consecuencia", el gremialista contestó: "Los abogados contestarán oportunamente, pero nadie está por afuera de la ley. APLA acató toda la conciliación y la misma venció ayer (por el martes)".

Desde Trabajo hacen otra lectura. Dicen que "Biró hace su juego político ya que en la previa a este paro se le ofreció suspender la resolución y no aceptó".