Muertes por estreptococo: exhumaron el cuerpo de una nena para saber si hubo mala praxis

Sociedad
Lectura

La Justicia de Misiones abrió una investigación para que los médicos forenses corroboren las causas de la muerte de Luana Kruka, de siete años, quien falleció el sábado a causa de

la bacteria Streptococcus pyogenes, según el informe de los médicos que la atendieron en un sanatorio de Posadas. Es una de las seis víctimas fatales por efecto de la bacteria.

Los padres de la nena hicieron una presentación ante la Policia en la que no formularon acusación contra los médicos que atendieron a la víctima, pero sí pidieron que se establezca qué fue lo que pasó con su hija.

Luana Kruka tenía 7 años. Murió por una infección con la bacteria estreptococo.

Luana Kruka tenía 7 años. Murió por una infección con la bacteria estreptococo.

La fiscal de Instrucción 1, Amalia Spinnatto, pidió el análisis de la historia clínica por parte del Cuerpo Médico Forense del Poder Judicial y la exhumación del cuerpo para una autopsia y estudios de laboratorio. Fuentes judiciales dijeron que el juez Marcelo Cardozo dio curso rápidamente a las solicitudes y esta mañana se cumplió con el traslado del cuerpo para el análisis.

“Si bien no hay una acusación contra los médicos, se va a investigar con todo el rigor como una posible mala praxis”, detalló una fuente judicial. Es que Luana fue atendida en varias ocasiones por médicos de un sanatorio que sólo descartaron que se tratara de un cuadro de Gripe A.

En apenas tres días, los dolores corporales de Luana fueron en aumento y debió ser internada en terapia intensiva a causa de una neumonía. Recién en ese momento se habría detectado la presencia de la peligrosa bacteria y el tratamiento ya no surtió efecto.

En el colegio José Manuel de Estrada, donde la nena cursaba sus estudios, volvieron este miércoles a clases con la asistencia de psicopedagogos y reuniones con los padres de los chicos que asistían al mismo grado que Luana.

Luana junto a su padre.

Luana junto a su padre.

La directora del colegio, Mónica Monzón reconoció que están “shockeados" todavía. "Volver a la escuela es difícil porque Luana era una nena que resaltaba, tenía una luz propia”. Y dijo que para los compañeros de grado de la nena les resulta difícil entender la situación porque la mayoría la conocía desde salita de 4. “La maestra de Luana está todavía en shock y se armó un pequeño proyectito para compartir con los compañeritos y que puedan entender la partida de su amiga”, sostuvo Monzón.

Misiones. Corresponsalía.