Investigan a la cúpula de una comisaría por proteger a una banda de ladrones adolescentes

Policiales
Lectura

El funcionamiento y la actuación de la conducción de una comisaría de La Plata está bajo observación después de que el comisario denunciara al segundo de la repartición porque sospecha que

ayudaba a organizar y daba información a una banda de menores que robaba autos y motos en Tolosa.

La presentación ante Asuntos Internos y la Justicia derivó en el desplazamiento del oficial Luis Antonio Núñez, quien ejercía como subcomisario de la seccional 6° que tiene jurisdicción sobre ese barrio de la zona norte de la capital bonaerense.

Según confirmaron fuentes del caso a Clarín, fue el responsable de esa dependencia, comisario Hernán Arnau, quien presentó detalles de las supuestas maniobras en las que estaría involucrado su subordinado. Describió que Nuñez “mantenía vínculos estrechos” con un hombre de la zona conocida como “Barrio Nuevo”, que sería responsable de varios delitos que se registraron en los últimos meses. Y también con el hijo de este presunto delincuente.

Arnau menciona una eventual “connivencia” del policía con el ladrón. Y aporta otras sospechas sobre la actuación de su subalterno. Arnau y Núñez se hicieron cargo de la 6° de Tolosa, en agosto del año pasado.

Fue una medida que dispuso la Departamental La Plata luego de una seguidilla de episodios de robo automotor y entraderas. Y por el reclamo de vecinos y entidades del lugar.

Esta semana, en Tolosa fueron detenidos dos hermanos de 13 y 15 años, junto a otro chico de 16, habían intentado robar un auto con una réplica de arma. No se descarta que puedan ser responsables de al menos 12 delitos en los últimos dos meses. Eso debe determinarlo la Fiscalía de Investigaciones del Fuero Juvenil.

Pero la sospecha es que estos y otros episodios contaban con “apoyo” de personal policial. Núñez era el encargado del turno noche, tres veces por semana. Por el aporte de vecinos, se habría determinado que el subcomisario se encontraba con grupos que se dedicaban a robo y comercialización de drogas mientras estaba en servicio. Y le aportaba información para que puedan actuar sin ser detenidos.

Toda la presentación del jefe Arnau ante Asuntos Internos también fue remitida al fiscal Marcelo Romero, quien tiene un expediente por “averiguación de ilícito” que se nutre de los informes que presentan los auditores.

En ese organismo también pusieron en la mira a la conducción de la comisaría 6°. “Resulta raro que si sabía de esos hechos no los denunció antes”, explican. Arnau aseguró en su informe que “esperó el tiempo necesario para juntar pruebas” contra el policía denunciado.

Tolosa tiene una historia oscura en temas de inseguridad pública en los últimos años. Hubo allí 17 comisarios en cinco años, como reflejo de la falta de resultados en las políticas. Los robos, hurtos y casos violentos fueron esmerilando los comandos policiales. Incluso, uno de los policías acusados en el caso de los “sobres de la Departamental” pertenecía a la sexta de Tolosa.

LM

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS