Buscan a un preso que se escapó de la comisaría de Haedo

Policiales
Lectura

Un preso escapó de la comisaría 2° de Haedo el domingo por la noche. Estaba detenido desde el 15 de agosto, imputado en una causa de encubrimiento agravado. Ya fue declarado

prófugo y ahora lo busca la Bonaerense.

La comisaría de Haedo está en el la esquina de Chacabuco y Tacuarí, en una zona céntrica de esta localidad de Morón, al oeste del GBA. Según trascendió, al momento de la fuga había 18 personas detenidas en esa dependencia, lo cual superaría el máximo permitido.

Sergio Salvetti, el preso que escapó de la comisaría de Haedo

Sergio Salvetti, el preso que escapó de la comisaría de Haedo

Alrededor de las 22.30 del domingo, el oficial de servicio notó a través de una ventana que un hombre escapaba por el patio. A pesar de la voz de alto no lograron alcanzarlo. Se trataba de Sergio Sandro Salvetti (29), que logró subir a los techos y huir por la calle Chacabuco.

Los agentes declararon que intentaron seguirlo para detenerlo, pero que el joven logró escapar sin ser detectado. Los patrulleros que salieron a buscarlo tampoco pudieron encontrarlo.

Más tarde descubrieron que Salvetti había logrado limar dos barrotes que separaban su celda de un pasillo interno y que desde allí accedió al patio, por donde finalmente escapó.

Junto a los barrotes doblados dejó su campera y una mochila, según señalaron fuentes de la investigación.

Se escapó un preso de la comisaría de Haedo

Se escapó un preso de la comisaría de Haedo

Fuentes del Ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires confirmaron que, tras la fuga, apartaron del cargo e iniciaron un sumario al oficial de guardia y a su ayudante.

En la Provincia hay más de 3.700 presos en comisarías superpobladas. Según datos oficiales, en las 137 seccionales habilitadas para alojar detenidos debería haber no más de 1.003 presos, en función de la capacidad de los calabozos.

Se trata de una superpoblación de más del 276%, casi el doble de lo que había en 2015.

El problema estructural de la superpoblación de las comisarías tiene su correlato en lo que pasa en las prisiones de la provincia de Buenos Aires: también están desbordadas.

En las 55 cárceles bonaerenses y en las seis alcaidías departamentales del Servicio Penitenciario Bonaerense -el más grande del país- hay capacidad para 28.392 presos. Pero alberga a 39.280 detenidos, casi 11.000 más que las plazas existentes.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS