La fiscal Alejandra Mangano pidió hoy la indagatoria del ex jefe del Ejército Cesar Milani, detenido y procesado por enriquecimiento ilícito y causas de lesa humanidad. La Justicia de ese país también investiga la maniobra.Por Patricia Blanco


 

 

 

La fiscal Alejandra Mangano pidió hoy la indagatoria del ex jefe del Ejército Cesar Milani, detenido y procesado por enriquecimiento ilícito y causas de lesa humanidad, por presuntos actos de corrupción cometidos junto a una empresa de los Estados Unidos. Según indicaron a Infobae fuentes judiciales, se cree que Milani armó a medida una licitación en la compra de puentes modulares por cerca de USD 1,5 millones para beneficiar a la firma Acrow.

Pero además la fiscal pidió profundizar las investigaciones sobre las otras compras que se hicieron entre 2013 y 2015 a través de la agregaduría militar de los Estados Unidos porque superan los USD 50 millones, porque podrían existir más irregularidades.

Mientras tanto, a pedido de la Justicia argentina, Estados Unidos también está investigando a Milani en una causa que sustancia la jueza federal con asiento en Washington, DC, Deborah Robinson.

Milani ocupó entre 2013 y 2015 el cargo de jefe del Estado Mayor General del Ejército. Supo promover la política de derechos humanos del gobierno de Cristina Kirchner pero fue acusado de encubrimiento y falsedad ideológica por desaparición de un soldado, Alberto Agapito Ledo, en 1976 en Tucumán. También por los tormentos que sufrieron un padre y su hijo en La Rioja.

 

En diciembre de 2016, además, fue procesado por enriquecimiento ilícito por la compra de una casa que no se correspondía con su nivel de ingresos. Milani quedó preso en febrero de 2017 tras prestar una indagatoria en La Rioja. La semana próxima, el 3 de mayo, el Tribunal Oral Federal de esa provincia comenzará a juzgarlo, junto a 12 acusados, por secuestros y torturas en la dictadura.

Ahora, Milani enfrenta otra causa a raíz de la denuncia anónima que motorizó esta causa que decía que "Milani habría ordenado la compra de ese puente porque habría un negociado que iba a tener un retorno por eso". Allí se daba cuenta de que en noviembre de 2014 el Ejército le compró a la empresa estadounidense "Acrow Corporation of Americapuentes móviles que se suelen usar cuando hay inundaciones. Según esa denuncia, los precios que se pagaron no fueron publicados por la Aduana; "Acrow" tiene denuncias de corrupción en varios países y la firma fue elegida directamente sin compulsa de precios.

César Milani (NA)
César Milani (NA)

El caso quedó en manos de la jueza María Servini y la fiscal Mangano. Ahora, después de reunir información y cotejar las irregularidades, Mangano pidió la indagatoria de Milani y del general de brigada Juan Rodolfo Brocca, representante del Ejército de la agregaduría militar argentina en los Estados Unidos.

"Se sospecha que intentaron beneficiar a la empresa Acrow Corporation of America, una empresa privada radicada en ese país a través de una licitación que primero le otorgó facultades al agregado militar de Estados Unidos para contratar a la empresa Arrow", escribió a la fiscal en el dictamen al que accedió Infobae. En la causa ya se determinó que el Ejército le compró a la empresa un "puente de paneles modular metálico y accesorios" por un valor de USD 1.500 por módulo. El valor total de la operación fue de USD 1,5 millones.

Según la hipótesis fiscal, Milani, en su carácter de jefe del Ejército, dictó la Resolución 1936/14 donde "modificó las competencias para autorizar y aprobar contrataciones para la adquisición de bienes y servicios" y estableció nuevas facultades de aprobación de los actos contractuales en el exterior hasta una cifra más alta que la que regía hasta el momento. Luego firmó un acta para adquirir paneles modulares metálicos y accesorios y se recomendó comprarlo en Estados Unidos. Y más tarde se aprobó la contratación.

Esas circunstancias se convirtieron en "uno de los pilares de la imputación". "La responsabilidad penal en torno a los aquí imputados se presenta como una secuencia de tres etapas: la existencia de un interés particular del teniente general Milani tendiente a direccionar la compra a un oferente en particular y las decisiones administrativas tomadas a tal efecto el procedimiento licitatoriopropiamente dicho plagado de excepciones e inconsistencias y enderezado a favorecer a la empresa Acrow  y finalmente la efectiva adjudicación de la licitación a la empresa en cuestión", se advirtió.

Para la fiscal, "no es casualidad" que se haya utilizado esta forma, cuando "el sistema y la regulación de contrataciones en el exterior podían ser utilizadas de manera discrecional por las autoridades del Ejército Argentino" aprovechando "cierta rebaja en el sistema de control escrituración pública por tratarse de bienes que hacen a la defensa nacional y por realizarse casi íntegramente y justamente en el exterior".

Se pidieron así las indagatorias por el delito de negociaciones incompatibles con la función pública por entender que Milani y Brocco, "al favorecer a la empresa Acrow con el resultado de la licitación privaron al Estado de la posibilidad de obtener una mejor oferta y en definitiva una mejor calidad de los puentes adquiridos".

Ademas la fiscal recomendó poner en conocimiento de los datos de la causa al Ministerio de Defensa para hacer una auditoría frente a "la información aportada por el agregado de defensa y militar en los Estados Unidos relativo a los actos contractuales entre 2013 y 2015 en donde se desprenden compras a través de la agregaduría militar de Estados Unidos que superan los 50 millones de dólares" y permiten sospechar la existencia de otras irregularidades.

 

 

El comisario Diego Carbone viajó a Cuba con CFK. Declara bienes por casi 3 millones de pesos. En 2012 decía tener apenas 363 mil. Casa, auto, bonos, empresa metalúrgica y la hostería de su esposa. Roces con el Ministerio de Bullrich y el dilema para la Oficina Anticorrupción. Por Daniel Seifert


 

 

 

Cuando los presidentes dejan el poder, sus custodios suelen pedir el retiro, jubilarse o volver a una antigua función en la Policía Federal. Pero ese no fue el caso de Diego Carbone, el principal encargado de la seguridad de Cristina Fernández de Kirchner mientras ella gobernó. El comisario -ascendido a ese rango en la gestión K- optó por continuar cerca de ella, como jefe de la custodia que le corresponde como ex mandataria, desde el final de su mandato en 2015 hasta hoy.

Y, al margen de algunos dolores de cabeza, esa decisión le ha rendido sus frutos. Por caso, habrá tenido que intervenir en el altercado fotográfico que la ex Presidenta padeció al subir al avión que la llevó a Cuba para visitar a su hija Florencia. Porque Carbone viajó con ella y permanecerá mientras Cristina esté allí, según pudo confirmar #BORDER. Pero el beneficio de viajar no es el único.

Es que Carbone pasó de declarar bienes por apenas 363.888 pesos a fines del 2011 a 2.906.572 pesos para 2017, según los últimos datos que se vio obligado a informar como funcionario público ante la Oficina Anticorrupción. Casi un 700% de crecimiento patrimonial.

El comisario fue noticia cuando se lo vio cumpliendo su función junto a Cristina, cada vez que ella debió presentarse en los tribunales de Comodoro Py e incluso en algunos operativos en su domicilio de Recoleta o en el Instituto Patria. Pero también lo fue cuando información sobre sus itinerarios fue requerida por los fiscales que llevan la causa conocida como los Cuadernos de la Corrupción al Ministerio de Seguridad que comanda Patricia Bullrich, lo que detalló entonces #BORDER.

Los investigadores entonces creían que si los choferes oficiales eran parte de una trama de corrupción que involucraba el traslado de bolsos con dineros provenientes de coimas, los agentes de seguridad no podrían ignorar algún detalle. De hecho, en sus famosos cuadernos, Centeno llegó a mencionar a uno de los custodios del ex superministro Julio De Vido.

El avance de aquella requisitoria aún no ha trascendido. Algunos de los custodios solían ser parte de los vuelos que llevaban diarios -y bolsos- al sur. Se descarta que varios de ellos deberán declarar en la causa que el juez Claudio Bonadio abrió en paralelo para investigar esos hechos, tras declaraciones de los pilotos presidenciales.

https://borderperiodismo.com/wp-content/uploads/2019/04/cfk-carbone-300x169.jpg 300w, https://borderperiodismo.com/wp-content/uploads/2019/04/cfk-carbone-768x432.jpg 768w" sizes="(max-width: 1000px) 100vw, 1000px" style="box-sizing: border-box; margin: 0px; padding: 0px; font: inherit; vertical-align: baseline; height: auto; max-width: 100%; float: right; width: 545.031px;">

Carbone viajó como custodio de CFK a Cuba.

Lo que sí se supo es de algunas rispideces entre Carbone y la cúpula de la Policía Federal y las decisiones de la gestión de Bullrich. En noviembre pasado, el periodista Rodis Recalt reveló que la PFA, en un plan de recorte de gastos del Ministerio, decidió trasladar a varios integrantes de la custodia de CFK para que se radicasen en Río Gallegos y El Calafate, lo que generó reclamos de sus subordinados a Carbone, quien habría intentado bajar las tensiones pidiendo que aguanten hasta 2019, como presagio de un regreso de su jefa al poder.

En 2012, Carbone declaraba:

  • La mitad conyugal de un departamento y de una cochera en la localidad de Sáenz Peña, en la provincia de Buenos Aires por apenas 28 mil pesos.
  • El 50% de un lote de 1.072 metros cuadrados en Benavídez que tasaba en 211 mil pesos.
  • Un auto Volkswagen Crossfox 1,6 modelo 2007 tasado en 55 mil pesos.
  • Dinero en efectivo por 51 mil pesos.

Declaración Jurada de Carbone 2012 by DanielSeifert on Scribd


Ya a fines del 2013, el lote se transformaba en una casa que Carbone tasaría en 488 mil pesos. Desde entonces ampliaría su patrimonio:

  • En 2014 declara acciones en la firma Propulsider SRL por 25 mil pesos. La firma, dedicada a la metalurgia, fue creada con un compañero de trabajo de su mujer Mariana, que también se dedica al rubro. Desaparece de sus declaraciones juradas el auto.
  • En 2015 declara que compró 10 mil dólares para ahorro. Hasta allí su patrimonio llegaba al millón de pesos.

Lo curioso es que el gran salto patrimonial que declara Carbone se da ya sin Cristina en el Gobierno.

  • Para 2016, la participación de Carbone en la empresa Propulsider SRL pasa a ser revaluada en 606 mil pesos.
  • Se compra una camioneta Peugeot 2008 Feline Tiptronic HDI que tasa en 580 mil pesos.
  • En 2017 las acciones de la empresa vuelven a revaluarse y Carbone las cotiza en 1.014.647 pesos. La firma había logrado la habilitación de impacto ambiental de parte del Gobierno de la Ciudad, para una planta de 4 pisos y 1.092 metros cuadrados en Moliere al 2500, en el barrio de Villa Real.
https://borderperiodismo.com/wp-content/uploads/2019/04/propulsider-300x230.png 300w, https://borderperiodismo.com/wp-content/uploads/2019/04/propulsider-768x588.png 768w" sizes="(max-width: 870px) 100vw, 870px" style="box-sizing: border-box; margin: 0px; padding: 0px; font: inherit; vertical-align: baseline; height: auto; max-width: 100%; float: right; width: 545.031px;">

La fábrica metalúrgica del custodio de CFK, en el barrio de Villa Real.

  • El comisario compra Lebacs por 543 mil pesos y bonos en dólares por 54 mil pesos.

Así, el patrimonio de Carbone pasó a cotizar en 2.906.572 pesos con 77 centavos, según la última declaración jurada que presentó. Es un incremento del 698,75% entre 2012 y 2017. El funcionario tiene tiempo hasta junio para presentar la documentación sobre 2018.

Declaración Jurada de Carbone 2017 by DanielSeifert on Scribd


La primera vez que Carbone fue expuesto en el ojo público fue en 2013, durante la gestión de CFK, cuando en un filoso editorial, el periodista Eduardo Van de Kooy reveló que el custodio solía cenar a solas con la entonces presidenta en la Quinta de Olivos.

El custodio había sido quien le hizo un corte accidental a Néstor Kirchner años atrás, en uno de los acercamientos del ex presidente a la gente, con su clásica manera de romper el protocolo de seguridad. Y también trascendió que fue de los primeros en donar sangre para Néstor en una de sus internaciones. Así y todo, la mitología abunda en anécdotas de cortocircuitos entre el ex presidente y el custodio de su esposay sucesora. Así y todo, al menos desde el 2012, el comisario declaraba que convivía con su cónyuge, Mariana Cristina Núnez, quien también logró expandir sus negocios en estos años.

Para enero del 2013, la pareja de Carbone había creado una firma, Comarca de la Ventana SRL, con sede en Capital, pero dedicada a servicios de alojamiento en camping (incluido refugios de montaña”. En su constitución, el objeto fue preciso: una empresa turística dedicada “en general (a) todo lo relacionado con la reconstrucción, refacción, ampliación, instalación, implementación (y) puesta en marcha del camping municipal Villa Ventana.

La firma explota la concesión del camping principal de Sierra de la Ventana, que depende del municipio bonaerense de Tornquist, y también unos dormis que se alquilan para el turismo. Allí, en enero de este año, celebraron la inauguración de una pileta que será de acceso municipal.

A pesar de los muchos cambios impuestos en pos de la transparencia institucional, la norma de la Oficina Anticorrupción aún sostiene que no es obligación de un funcionario declarar los bienes de su cónyuge, una norma que fue muy criticada cuando la impuso el kirchnerismo. El dilema de la titular del área, Laura Alonso, tal vez sea más amplio en este caso, luego de sus controvertidos dichos sobre el accionar de su gestión frente a casos que involucran a funcionarios actuales. Carbone no deja de ser un funcionario de la gestión Cambiemos, aunque su verticalidad apunte a otro lado. Y parece que tendría bastante para explicar.  

fuente borderperiodismo