Cómo impacta en la Argentina la devaluación del real

Economia
Lectura

Si fuera la Argentina, sería el título principal de los diarios. Pero en Brasil, que el dólar haya alcanzado el lunes un récord nominal de 4,20 reales apareció pequeño, como al

pasar, en las portadas de los principales medios gráficos del país vecino. Es un valor cercano al que había tenido en 2018, en medio de la incertidumbre de la campaña electoral del país vecino. En el año, el dólar subió 8% en Brasil.

La diferente relación de los países con la divisa norteamericana no minimiza el impacto que puede llegar a tener en la Argentina una devaluación del real contra el dólar (y contra el peso argentino que, tras el supercepo, estará anclado en torno a los $ 63 al menos hasta el cambio de gobierno el 10 de diciembre si no hay nuevas turbulencias).

Comercio bilateral con Brasil

Con marchas y contramarchas, Brasil sigue siendo el principal socio comercial de la Argentina. Hoy se lleva el 16% de las ventas externas, lejos del 26% al que llegó en el 2000. Un informe de la consultora Ecolatina detalla que la participación argentina dentro de las compras externas del gigante sudamericano pasó de 6,15% en octubre de 2018 a 5,7% en el mismo mes de este año.

A primera vista, si el real se vuelve más barato (este martes el dólar bajó a 4,19 reales), podrían sufrir las exportaciones argentinas, que se volverán más caras. Brasil podría reducir la demanda de productos locales y eso impactaría en la actividad industrial, especialmente la automotriz.

La Argentina se volvió más competitiva a partir de las sucesivas devaluaciones de los últimos dos años. Y, así, logró dar vuelta el déficit que tenía con Brasil. En los primeros diez meses del año el saldo a favor en el comercio bilateral fue de US$ 664 millones. En ese mismo período de 2018, el rojo con el país vecino era de US$ 4.321 millones. Es que el real

La balanza a favor se debe más a la caída de las importaciones (bajaron casi 40% hasta octubre) a causa de la crisis local que en un incremento de las exportaciones. Las exportaciones cayeron un 4% en el mismo lapso. De esta manera, si el real se vuelve más atractivo, las importaciones podrían recuperarse y podrían sufrir las exportaciones, que ya vienen en retroceso.

Si la devaluación del real persiste podría beneficiar, justo ahora que se vienen las vacaciones, a los argentinos que tienen planeado viajar a las playas de Brasil este verano. Pero, obviamente, también hará que resulte más difícil que los brasileños vengan al país.

La suba del dólar en Brasil podría generar también turbulencias financieras que terminen rebotando en el mercado argentino, que ya de por sí está en un equilibrio delicado a la espera de definiciones del próximo gobierno sobre la renegociación de la deuda.

Más allá de la cotización de las monedas, la relación comercial está en tensión a partir de los roces entre el presidente brasileño Jair Bolsonaro (que apoyaba a Mauricio Macri) y Alberto Fernández. El mandatario del país vecino no vendrá a la asunción y en varias ocasiones criticó la economía argentina y el resultado de las elecciones. Además, el Presidente electo apoya y festejó la liberación de Lula da Silva, enemigo de Bolsonaro.

NE

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

CARGANDO COMENTARIOS

Clarín

Para comentar debés activar tu cuenta haciendo clic en el e-mail que te enviamos a la casilla ¿No encontraste el e-mail? Hace clic acá y te lo volvemos a enviar.

Clarín

Para comentar nuestras notas por favor completá los siguientes datos.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS
Cargando...