Federico Pinedo: "Estamos dejando atrás un país mafioso para transformarnos en un Estado de derecho"

Politica
Lectura

Federico Pinedo, presidente provisional del Senado, llegó a Paris para explicar en el Círculo France Amerique por qué Argentina acordó con el FMI. Una exposición en francés, redactada por el y

corregida por su mamá,completamente bilingüe. Allí explicó como Argentina es uno de los primeros ejemplos de salida democrática de un populismo fuerte y el cambio contracultural que para él encarna el proyecto del presidente Mauricio Macri. "Lo que estamos buscando ahora es dar vuelta la página y generar, por lo menos, 10 años de estabilidad" dijo. Por María Laura Avignolo

"Es muy difícil ir a un país donde cualquiera sabe que 5 empresarios, 8 jueces, 100 policías y 4 espías de la SIDE, 5 fiscales y 200 políticos te pueden matar o te pueden robar todo lo que tenés y puede pasar cualquier cosa. Estaríamos dejando atrás un país mafioso para transformarnos en un estado de derecho, y es un cambio también excepcional en la Argentina", explicó el senador Pinedo a Clarín durante la entrevista en París, a donde solo vino por 48 horas.

El presidente provisional del Senado. Foto: Lucía Merle.

Calmo, reflexivo,”campero”, culto y privilegiado interlocutor de toda la clase política, Pinedo cree que el presupuesto se va aprobar. “Yo te diría que en la política argentina hay extremistas. Pero el 70 por ciento de la política navega por el centro del sistema, no por los costados. Y la gente que navega por el 70 por ciento del sistema argentino es gente razonable y responsable. "Creo que el acuerdo está ahí servido para que lo aprobemos y yo creo que el congreso lo va a aprobar", afirmó.

El dirigente del PRO tiene su propia idea de que cambió en Argentina para que la disciplina fiscal sea un objetivo común. "Yo creo que el miedo. La corrida cambiaria nos trajo a la memoria rápidamente, a los que somos adultos, otras situaciones de crisis económica, que fueron devastadoras para los sectores más pobres de la Argentina, que llevaron la pobreza a la mitad de la población. Y entonces me parece que se dieron cuenta de que no se puede jugar con eso".”El resultado final de esto va a ser una Argentina con gobernadores con mucho más poder" afirmó.

Pinedo está a favor de un acuerdo político, al que oficialmente la “nueva política” del Pro resiste. “A mi me molesta absolutamente nada hacer un acuerdo con el peronismo. Pero también hay que ser realista que no vas a tener un acuerdo con el 80% del sistema político”, explicó. Frente al ajuste, el cree “ que el costo político de no hacerlo es mucho más grande que el costo político de hacer lo que tenés que hacer y de ser responsable".

Mirá también

Héctor Daer afirmó que el objetivo del paro es que el Gobierno “cambie de rumbo”

El presidente provisional del Senado dijo que se ha encontrado en Cambiemos un consenso frente a los desafueros en las causas de corrupción, como el pedido sobre la ex presidenta Cristina Kirchner "Si la cámara lo ratifica, Cambiemos ya dijo que va a votar a favor de todos los desafueros por prisión preventiva ratificada por cámara, para los legisladores de Cambiemos y de la oposición, para cualquier legislador". Así fue la conversación con el senador Pinedo en un día de sol parisino, antes de su exposición.

¿Cómo va a explicar usted en su conferencia las razones por las que Argentina recurrió al Fondo Monetario?¿No había otra alternativa?

Era la mejor alternativa y a lo mejor, era una de las pocas que había. Justo unos pocos días antes de la corrida cambiaria de abril, mayo estuvimos con algunos de los principales economistas del mundo. Estuvimos con Larry Summers, con gente que había sido presidente del Banco Central de Francia, de Alemania, y decían que cuando hay una corrida contra una moneda, la única defensa posible era el apoyo internacional, porque ningún país está en condiciones de soportar una corrida con el tamaño de los mercados financieros mundiales.

Mirá también

Frente a la Casa Rosada, Pablo Micheli advirtió: “O se cae este modelo o estos tipos dejan el Gobierno”

Así que cuando empezó la corrida contra el peso, me parece que probablemente no hubiera muchas alternativas ahí.

La entrevista

¿Qué posibilidades tienen de conseguir un real acuerdo con el presupuesto?

Altas probabilidades. Yo te diría que en la política argentina hay extremistas, pero el 70 por ciento de la política navega por el centro del sistema, no por los costados. Y la gente que navega por el 70 por ciento del sistema democrático argentino es gente razonable y responsable. Por supuesto que quieren tener cada uno un poquito más de plata de la que tienen. Así que yo creo que el acuerdo está ahí servido para que lo aprobemos.Creo que el congreso lo va a aprobar.

¿Qué clase de acuerdo se puede conseguir con el senador Miguel Pichetto cuando los referentes peronistas están en disputa?

Pichetto es un dirigente que ha demostrado varias cosas. En primer lugar que es un político de Estado, en el sentido de que si el ve que una medida va a destruir al país, banca más al país que a la medida. Y asume compromisos en ese sentido. Por otra parte maneja un bloque plural y diverso.

Mirá también

Mauricio Macri dijo que espera una cosecha récord y auguró que no habrá sequía: “Toco madera”

¿Qué negociaron Pichetto y Frigerio en estas reuniones de los últimos días?

Lo que le transmitieron es que sería bueno que el Senado participe de la discusión del presupuesto en Diputados. Lo cual es un poco raro pero es necesario, si queremos dar una señal rápida y fuerte de que la Argentina es responsable y aprobar el presupuesto rápido. El senador Bullrich es el presidente de la comisión de presupuesto y está generando un sistema para que los senadores puedan discutir en Diputados temas de interés de los senadores y de las provincias en el presupuesto.

¿Usted cree que algo tan poco atrayente como un presupuesto equilibrado va a entusiasmar a los peronistas en un año electoral? ¿Cuando ellos frente a esta crisis creen que tienen una posibilidad de avanzar?

No, lo que creo que va a entusiasmar a los peronistas no es el presupuesto equilibrado. A algunos si los entusiasma porque saben la importancia que tiene. Algunos lo militan mucho. Me parece que realmente se dan cuenta que es la salida de la Argentina. Creo que los va a entusiasmar más la Argentina que el presupuesto equilibrado. Y con respecto al año electoral, puede ser que haya algunos que crean que si la Argentina es un caos es mejor para ellos. Pero la mayoría cree lo contrario. Creen que si la Argentina es un caos, es un caos para todos. Y que por este camino, la Argentina no va a ser un caos. Va a ser un país que va a empezar a progresar con relativa rapidez. Yo en eso soy muy optimista.

¿Los peronistas hoy, sin liderazgo como están, quieren demostrar que son otra cosa que lo que ha sido históricamente?

Yo creo que si hubiera una dirigencia peronista muy irresponsable, como existe en los extremos del sistema político, esos que creen que "cuanto peor, mejor", que es una terrible frase de la Argentina, salvo esos pocos que son los extremistas, el resto me parece que se da cuenta que si se van a los extremos, pierden sus votos.

Mirá también

Mauricio Macri a los inversores: “Hay un gran futuro, apuesten por Argentina”

¿Qué cambió en la Argentina para que la disciplina fiscal hoy sea un objetivo común?

Yo creo que el miedo. La corrida cambiaria nos trajo a la memoria rápidamente, a los que somos adultos, otras situaciones de crisis económica que fueron devastadoras para los sectores más pobres de la Argentina, que llevaron la pobreza a la mitad de la población. Y entonces me parece que se dieron cuenta de que no se puede jugar con eso.

¿Por qué lo quieren presentar como un entendimiento con la oposición cuando es un acuerdo muy limitado? Es un acuerdo por el presupuesto. Nada más.

Estamos en otro proceso que es recuperar las reglas de convivencia, que es un proceso que no sé si es muy visible como un fenómeno de cambio de largo plazo, pero yo creo que tenemos la posibilidad de que lo sea. Este tema de dejar de ser gobernados por mafiosos y pasar a ser gobernados por la ley. Y esto es absolutamente importante, y también genera una enorme cantidad de confianza. Es muy difícil ir a un país donde cualquiera sabe que 5 empresarios, 8 jueces, 100 policías y 4 espías de la SIDE, 5 fiscales y 200 políticos te pueden matar o te pueden robar todo lo que tenés y puede pasar cualquier cosa. Estaríamos dejando atrás un país mafioso para transformarnos en un estado de derecho. Es un cambio también excepcional en la Argentina.

Senador, pero los mercados, incluso en el FMI de alguna manera- a pesar de este acuerdo- exigen otra cosa. Quieren un acuerdo político, más amplio, con una base de sustentación más sólida. ¿Por qué el Pro no lo quiere? ¿Por qué no lo hace?

Los mercados yo no sé quien son. Banqueros especuladores y unos señores que trabajan de hacer informes sobre la Argentina, en el caso nuestro . Entonces escriben cualquier cosa y actúan en consecuencia. Ese grupo de gente- digamos que se llaman "los mercados" -siempre te corren el arco. Porque los mercados en realidad lo que quieren es tener confianza absoluta. Y cuando tenés confianza absoluta, sos Suiza. Entonces quieren que la Argentina sea Suiza. Y sería mucho más aburrido la Argentina.

Mirá también

El Gobierno estima que la pérdida por el paro general será de más de $ 30 mil millones

¿Por qué son tan resistentes a un acuerdo?

¿Cuántos votos tiene Trump? ¿Cuántos votos tiene Macron? ¿Cuántos votos tienen los ingleses? ¿Cuántos votos tuvo Merkel? Nadie tiene el 80% de los votos. A mí me encantaría tener el 80%.

¿Por qué Cambiemos, por qué el Pro es tan resistente a un acuerdo político?

No, no somos resistentes. Yo soy de los que creen que tenemos que tener un acuerdo político amplio, pero también realista. El PRO sobre todo es un partido que se formó con peronistas, radicales, independientes y gente de centro. Nuestra primera lista de diputados nacionales fue encabezada por un radical, importante como Vanossi. Y el segundo era un peronista importante de la capital, Jorge Arguello. El peronismo de la capital era parte del frente nuestro, el partido justicialista. Así que a mí, al contrario, no me molesta absolutamente nada hacer un acuerdo con el peronismo. Pero también hay que ser realista que no vas a tener un acuerdo con el 80% del sistema político.

¿Para usted existe esto de la nueva política, que defiende Marcos Peña, que dice "no, este es mi límite, yo no acuerdo con la vieja política, yo no llegué hasta acá para hacer la vieja política"? ¿Hay que seguirla o abandonar ese discurso que para la gente es el discurso del PRO?

Yo creo que hay una vieja política, que es la política del atril. Un señor que se para en el atril, que tiene un dedo índice largo que apunta a otros y todo el resto de la gente que no sabe, que oye y aprende del político. Eso creo que no existe más. Esa es la vieja política, y la política de los aparatos. Después está la política horizontal -no esa vertical del líder y del pueblo- si no la política de las redes, en donde en realidad todos saben, y en conjunto saben mucho más que cualquier político. Así que eso es una nueva política, es indiscutible. Por lo tanto tenés que actuar de una manera diferente. Marcos Peña es uno de los que lo vio con claridad y el sistema político se rió de él durante una década. Marcos Peña no paró de ganar elecciones en ese período. Así que desde ese punto de vista, me parece que entendió más la realidad contemporánea que otros.

¿Cree que se puede llegar a un déficit cero y que los peronistas van a acompañar de alguna manera el costo político que eso implica?

Yo creo que sí. Creo que el costo político de no hacerlo es mucho más grande que el costo político de hacer lo que tenés que hacer y de ser responsable. Decir la verdad siempre tiene costo político. La verdad no es tan agradable como te gustaría que fuera en la mentira. Se miente para hacer las cosas más agradables. Y entonces quiere decir que la mentira es más agradable que la verdad un ratito, hasta que te das cuenta que es mentira. Eso es el populismo.

Otro tema es el juicio de Cristina Kirchner y su pedido de desafuero. ¿Usted cree que la población va a tolerar que el Senado no la desafuere, si hay pruebas judiciales contra ella?

La acción judicial contra la ex presidente tiene que ser judicial y no política. Yo sé que el kirchnerismo se escuda diciendo que esta es una persecución política y no judicial. Yo lo que digo es : "vean si se cometieron delitos". Y si se cometieron delitos es una acción judicial. Cada uno da lo que recibe. Que se hagan responsables, si cometieron delitos, de los delitos que cometieron. Y no se escuden en la política para decir que hay persecución política.

Este es un tema judicial, no político. Cristina tiene otro pedido de desafuero por el tratado con Irán. El tratado con Irán lo tenemos que tratar antes de noviembre para que no caiga y lo vamos a proponer tratar en Cambiemos, ya lo dijimos.Al pedido de desafuero de Bonadío, hay que ver si la cámara lo ratifica o no. Si la cámara lo ratifica, Cambiemos ya dijo que va a votar a favor de todos los desafueros por prisión preventiva ratificada por cámara, para los legisladores de Cambiemos y de la oposición, para cualquier legislador. Lo pactamos para el futuro siempre los diputados y los senadores de Cambiemos, así que la posición nuestra es clarísima. Si la Cámara ratifica la prisión preventiva y pide el desafuero, nosotros vamos a votar a favor.

Pero Pichetto dijo que él no puede, que los senadores no quieren hasta que no haya una prisión preventiva confirmada....

No, Pichetto lo que dijo es que la posición de él o de su bloque es que hasta que no haya condena, no votarían a favor de un desafuero. Yo creo que cuando hay fundamentos, hay que evaluar los fundamentos. Y depende los casos. Si los jueces consideran que es peligroso para la investigación que alguien esté en libertad y que para que la investigación prospere, no debería estar en libertad, hay que ver por qué motivo dicen eso. Esa es la prisión preventiva.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS