Vuelos cancelados, rutas cortadas y sin trenes en Cataluña, tras la condena a los líderes independentistas

Internacionales
Lectura

Sempre en peu i en pau(Siempre de pie y en paz)”. Eso se leía al dorso de una de las tantas pegatinas que portaban las miles y miles de personas que respondieron

a la convocatoria de Tsunami Democràtic en el centro de Barcelona.

Aunque se tratara de un día laboral, la idea era que fuera una manifestación de esas que marcan una época, pero terminó siendo la gran concentración a modo de ritual de una nueva fase de las protestas: la de la desobediencia civil, para reactivar el ‘procés’ de la independencia.

Newsletters Clarín
Uno por uno, los Especiales Clarín de la semana | Producciones periodísticas de calidad sobre temas sorprendentes y de amplio interés social.

Uno por uno, los Especiales Clarín de la semana | Producciones periodísticas de calidad sobre temas sorprendentes y de amplio interés social.

Todos los sábados

Recibir newsletter

La plaza de Catalunya estaba a punto de llenarse cuando las gargantas del enfado empezaron a gritar: “Tothom a l’aeroport, tothom a l’aeroport” (Todos al aeropuerto). Y la muchedumbre enseguida comenzó a formar grupos para decidir cuál era la mejor manera de llegar a las terminales aéreas de El Prat.

El objetivo: parar la actividad del aeropuerto de El Prat en Barcelona donde se han concentrado miles de personas, han colapsado los accesos, la terminal T1, los estacionamientos e incluso el centro de Control de Gavà.

🔴🔴 #ÚLTIMAHORA Primeros vuelos cancelados en el aeropuerto de Barcelona por las protestas contra la sentencia a los líderes de 'el procés'. #SentenciaProces#ENDIRECTOhttps://t.co/2rdGcM71mC

— La Vanguardia (@LaVanguardia) October 14, 2019

La aglomeración de gente que ha pretendido seguir la orden ha hecho que se hayan colapsado los accesos por autopista y por tren, hasta el punto de que Renfe ha tenido que suspender el servicio de Rodalies al aeropuerto por orden de los Mossos.