Jair Bolsonaro llamó "mentirosa" a una periodista estrella de Brasil y causó revuelo

Internacionales
Lectura

El Grupo Globo, la mayor empresa de medios de comunicación de Brasil, contestó y rechazó declaraciones del presidente Jair Bolsonaro, quien acusó a la reconocida periodista y escritora Miriam Leitão de

mentir en sus testimonios sobre las torturas a las que fue sometida durante el régimen militar que gobernó el país entre 1964 y 1985.

En una nota leída en el Jornal Nacional, el noticiero de mayor audiencia de Brasil, que emite TV Globo, el conglomerado de medios dijo que “las afirmaciones del presidente causan profunda indignación y merecen absoluto repudio. En defensa de la verdad histórica y del honor de la periodista Miriam Leitão, es necesario decir con todas las letras que no es la periodista quien miente”.

Bolsonaro, en un desayuno con corresponsales en Brasil de medios europeos, dijo el viernes que la periodista integraba la lucha armada contra la dictadura militar brasileña cuando fue detenida en la década de 1970 y que mentía al afirmar que sufrió torturas.

Newsletters Clarín
Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

Qué pasó hoy | Te contamos las noticias más importantes del día, y que pasará mañana cuando te levantes

De lunes a viernes por la tarde.

Recibir newsletter

La declaración fue dada al responder una pregunta sobre la intolerancia en Brasil y la reciente cancelación de la participación de Miriam Leitão y su esposo, el sociólogo Sergio Abranches, en una feria del libro en el sur del país, decidida por los organizadores de ese evento tras recibir peticiones de repudio por la “tendencia ideológica” de la periodista.

“Ella estaba yendo para la guerrilla de (la región de) Araguaia cuando fue detenida en (la ciudad de) Vitória. Y después (Miriam Leitão), cuenta todo un drama, mentiroso, que habría sido torturada, que sufrió abuso. Mentira. Mentira”, dijo el mandatario brasileño, agregando que la periodista sirve a un “imperio” que no tiene más “aquella fuerza que tenía en el pasado”, en una referencia a la prensa y al periodismo profesional. Inmediatamente hizo una exaltación de los medios “completamente libres”, en alusión a las redes sociales.

Miriam Leitão, columnista de TV Globo, del diario O Globo y de la radio CBN, y autora de obras como “Historia del Futuro: el horizonte de Brasil en el siglo XXI” y “Tiempos Extremos”, entre otros, fue torturada cuando tenía 19 años y estaba embarazada, en 1972, tras ser detenida por actividades como distribuir panfletos y propaganda contra el régimen militar. Entonces era militante del Partido Comunista do Brasil (PCdoB) y nunca participó de alguno de los grupos guerrilleros de la época. Bolsonaro dijo también que “intentó imponer la dictadura en Brasil con la lucha armada” y que, siguiendo su ejemplo, debía aprender a recibir críticas.

La periodista denunció en 1973 ante un tribunal militar los tormentos a los que fue sometida, testimonio que fue incorporado a los expedientes. Fue absuelta en todas las causas que se le abrieron y nunca solicitó al Estado, tras la redemocratización brasileña en 1985, la indemnización a la que hubiera podido acceder por la persecución a la que fue sometida.

En la nota, el Grupo Globo dijo que “Miriam Leitão, a lo largo de los gobiernos del Partido de los Trabajadores (2003-2016), fue también blanco constante de ataques” que, pese a que no cuestionaron el sufrimiento por el que pasó durante la dictadura, ofendieron su honor personal y profesional. “Esos insultos, en el pasado como ahora, demuestran la mayor de las virtudes de Miriam como profesional: la independencia en relación a gobiernos (…) Globo aplaude esa independencia”.

Polémica por el hambre en Brasil

En la charla con corresponsales, Bolsonaro también provocó una polémica al asegurar que era una “mentira” afirmar que existe hambre en Brasil, donde “no se ve gente, incluso pobre, por las calles, con físico esquelético”, aunque reconoció que hay personas que “la pasan mal”.

Posteriormente, al hablar con periodistas en una actividad oficial, se desdijo y afirmó: “El brasileño come mal. Algunos pasan hambre. Es inaceptable en un país tan rico como el nuestro, con tierras arables y agua en abundancia (…) ¿Tenemos problemas alimentarios en Brasil? Sí, los tenemos, no es culpa mía, vienen de atrás, estamos intentando resolverlo”.

Según datos de las Naciones Unidas divulgados en 2018, unos 5,2 millones de brasileños padecían de desnutrición entre 2015 y 2017, 100.000 más que entre 2013 y 2016, y muchos menos que los 18,8 millones registrados entre 2000 y 2002.

Bolsonaro también levantó polvareda al criticar a los gobernadores de la Región Nordeste y a los subsidios al cine nacional para películas como “Bruna Surfistinha”, de 2011, que narra la historia de una mujer de clase media que decide prostituirse. El presidente defendió filtros morales para la producción audiovisual que recibe apoyo público y dijo que, de lo contrario, extinguiría la agencia pública Ancine, equivalente al Incaa (Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales) de Argentina.

“Va a haber filtros, si, ya que es un órgano federal. Si no puede haber filtros, extinguiremos Ancine. Privatizaremos o extinguiremos. No puede el dinero público estar siendo usado para una película pornográfica”, aseguró el mandatario brasileño.

​Brasilia, corresponsal

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS