Provincia: por el ajuste, los intendentes ya prevén "una sequía de obras"

Politica
Lectura

La cifra es imprecisa, un secreto que solo parecen conocer Mauricio Macri, María Eugenia Vidal y unos pocos más, pero golpeará a todos.

La pelea del ajuste: qué se ve y qué hay

Se trate de 35 o 50 mil millones de pesos, el recorte que el acuerdo con el FMI implicará para la provincia de Buenos Aires se derramará a los municipios.

Ministro de Economía Hernán Lacunza

Ministro de Economía Hernán Lacunza

Los ministros bonaerenses Federico Salvai y Hernán Lacunza tienen diálogo abierto con la mayoría de los intendentes y, hasta acá, no hay precisiones. Pero entre los alcaldes, tanto del PJ como de Cambiemos, especulan sobre cómo será o por dónde vendrá el hachazo fiscal.

Entre los intendentes se instaló la idea de que el 2019 será un año con "sequía de obras", la cuenta más fácil de recortar pero a su vez una de alto impacto económico, social y político.

"Si el recorte es de obras, a nosotros no nos va a afectar demasiado porque no tenemos obras con fondos provinciales", le dijo a Clarín el intendente de Esteban Echeverría Fernando Gray.

Gray aparece como portavoz -la mayoría de los alcaldes dicen lo mismo: que no recibieron obras este 2018-, mientras Juan Pablo De Jesús, intendente del partido de La Costa, es el enlace en materia de datos y números en su diálogo con Lacunza.

Entre los intendentes de Cambiemos la posición es, razonablemente, más cauta. Saben que a todos los tocará ceder fondos pero temen que el reparto de obras entre en la negociación entre Vidal y el peronismo por la aprobación del Presupuesto 2019.

intendente de Quilmes Martiniano Molina.

intendente de Quilmes Martiniano Molina.

En el oficialismo hay, además, una frontera política: el PRO tiene presencia fuerte en el conurbano (Quilmes, Lanús, Tres de Febrero, Morón, Vicente López, La Plata, entre otros) donde hubo despliegue de obras, mientras que la UCR está en el interior y, como el PJ,denuncia discriminación.

El recorte debería ser equitativo pero si se trata de obras, en el peronismo dicen que los más beneficiados fueron los de Cambiemos, por lo que el impacto debería afectarlo más a éstos.

Un alcalde PRO del gran Buenos Aires jura que no: que en los distritos del PJ negociador, cuyo emblema es Martín Insaurralde, hay igual o más obras en 2018 que en los municipios propios.

Las obras que están en marcha, la mayoría iniciada en 2017, se terminarán a principios de 2019 y las de 2018 todavía están en veremos. Pero aun dejando la Provincia sin obras, no alcanzaría para cubrir el recorte de los, al menos, $ 30 mil millones.

Por eso, en los municipios imaginan que como no se pueden tocar las transferencias corrientes, la provincia podría reducir el presupuesto del Fondo Educativo que se distribuye para obras de infraestructura escolar.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS
Suscribite y recibi las noticias de Totalnews en tu casilla de correo.