Marruecos crea un polo de desarrollo con centro en Agadir

Africa
Lectura

El Reino de Marruecos está construyendo una plataforma de exportación y un centro turístico en la región de Souss-Massa, cuya capital es la bella ciudad portuaria de Agadir.

 

 

Ubicada en el centro-sur del territorio de Marruecos, Agadir es un destino turístico reconocido mundialmente, uno de los principales del país, frecuentado tanto por el turismo internacional, fundamentalmente en invierno, como por el nacional, en la época de verano. Puerto pesquero, la ciudad posee además un moderno aeropuerto internacional.

 

Souss-Massa es una de las dieciséis regiones que forman Marruecos. Fue creada en 2015 como parte del proceso de regionalización avanzada que busca impulsar un desarrollo territorial más justo y equilibrado. La región cuenta con un total de 3.113.653 habitantes repartidos en 72.506 km².

 

Este fue el escenario escogido por el rey Mohamed VI para suscribir, el domingo pasado, ocho convenios y un protocolo destinados a dar un nuevo impulso al Plan de Desarrollo Industrial 2014 – 2020. 

 

Los acuerdos firmados por el monarca son de muy variada índole. Comprenden desde la creación de una zona franca industrial de trescientas hectáreas, la formación de un centro de capacitación profesional, el desarrollo de una infraestructura para la instalación de empresas de alta tecnología pertenecientes al sector de las TIC, un Technopark, y una “ciudad de la innovación” con servicios y facilidades para la instalación de Pymes.

 

La financiación requerida para implementar estos proyectos provendrá de los Fondos de Desarrollo Industrial y Agrícola que aportarán 500 millones de dirhams (algo más de 50 millones de dólares) y otros 500 millones de dirhams que aportará el sector privado de la región.

 

El gobierno marroquí espera que cuando el Plan de Desarrollo se complete totalmente se organicen nuevas actividades productivas y se creen 24.000 nuevos empleos. La mitad de estos nuevos puestos ya han sido creados y están dando trabajo a pobladores de la región.

 

La región de Souss-Massa recibió el año 2017 inversiones en infraestructura por valor de 1. 800 millones de dirhams (180 millones de dólares) y se crearon 12.793 nuevos puestos de trabajo.

 

Las mayores inversiones implementadas desde 2014, año en que se inició el Plan de Desarrollo, fueron una planta de desalinización y potabilización de agua de mar, construida en conjunto por las empresas Seba y Amane El Baraka, que demando 4.400 millones de dirhams (el 29% de los fondos totales que recibió la región) y el Palais des Congrés, un monumental centro de convenciones de nivel internacional que demando 1.470 millones de dirhams (147 millones de dólares) para su construcción y equipamiento.

 

El Plan de Desarrollo para Souss-Massa se basa precisamente aprovechar las características propias de la región e impulsar las actividades que ya están en funcionamiento, además de crear proyectos nuevos. Es por ello que el sector turístico, relevante en la región por sus características naturales, capturó el 37,39% de las inversiones aprobadas para la región. La ciudad costera atlántica de Agadir, centro turístico de nivel mundial, atrajo el 63% de esas inversiones. Así se construyeron complejos turísticos como los que construyeron prestigiosas cadenas hoteleras internacionales: el Taghazout Bahía Riu Tikida Argan, Taghazout Hotel, Hayatt Regency, Marriott, Hilton y Pickalbatros Hotel, etc.

 

En el campo de las agroindustrias, se espera que Souss-Massa se convierta en una plataforma para el procesamiento de productos agrícolas y pesqueros destinados al consumo local y abastecer, en especial, las necesidades del mercado africano.

 

 

La firma de estos nuevos acuerdos revelan la intención del rey Mohamed Vi de seguir impulsando y controlando los planes de desarrollo económico del Reino. Al mismo tiempo indican el éxito de la regionalización avanzada que está implementando Marruecos a los efectos de dar mayor independencia administrativa a las distintas regiones.